Cambio de neumáticos

Cambio de neumáticos en Palma de Mallorca

Cambio de neumáticos baratos en Palma de Mallorca | Talleres Piñero

Cambio de neumáticos, seguridad y confort

El cambio de los neumáticos en nuestro vehículo es una tarea de mantenimiento muy importantes, y por tanto debemos realizarla con las máximas garantías de calidad y trabajo de montaje posibles, en Talleres Piñero somos conscientes de ello, y por eso ofrecemos nuestras instalaciones para tan importante decisión en:

Nos encontrará en:

Los neumáticos son el único elemento de nuestro vehículo que está en contacto directo con la carretera, pero además lo está en unos pocos centímetros cuadrados, por lo que vigilar el buen estado de los neumáticos y cambiarlos cuando ha llegado el momento adecuado no es una tarea sin importancia, todo lo contrario.

De nada sirve tener el motor, los airbag, la carrocería, los frenos o el alumbrado en perfecto estado, como decimos, "el neumático es el único elemento del vehículo que nos mantiene en contacto directo con el suelo" y por tanto si tenemos los frenos en excelente estado, pero los neumáticos están en mal estado, la eficacia de la frenada será infinitamente menor y estaremos sujetos a sufrir en el menor de los casos un buen susto, y en el peor un accidente de imprevisibles consecuencias tanto para nosotros, como para otros conductores o viandantes.

"el neumático es el único elemento del vehículo que nos mantiene en contacto directo con el suelo"

Talleres Piñero | Taller mecánico en Palma de Mallorca
Servicios de neumáticos
  • Cambio de neumáticos
  • Equilibrado 
  • Revisión del estado de los neumáticos
  • Montaje de neumáticos
  • Cruce de neumáticos
  • Cambio de válvulas de inflado

Consejos de mantenimiento de los neumáticos

Quizás el consejo de cuidado de neumáticos más importante, es que cuide la presión correcta de los mismos. Normalmente va a encontrar en el paso de rueda, dentro del habitáculo del vehículo, los datos para inflar correctamente cada neumático, es posible que dependiendo de el tipo de vehículo que tenga varíe la presión de los neumáticos de adelante a los de atrás.

La presión correcta de cada neumático es vital para no dañar la banda de rodadura, pues esta debe pisar de forma correcta para que funcione como está previsto.

Cuando la presión del neumático es insuficiente las prestaciones del neumático se ven comprometidas y se corre el riesgo de sufrir un estallido. Una mala regulación del inflado provoca que el vehículo frene más tarde, se agarre menos en las curvas y consuma más combustible.

Un mal inflado provoca que el peso del vehículo en marcha, ablande los flancos y tiendan a pisar el suelo. Esto provoca más resistencia, por ende más gasto de combustible y una aceleración y desgaste desigual del neumático.

Lo contrario tampoco nos beneficia, la presión excesiva producirá un mayor desgaste de la zona central del neumático, puesto que se deformara de forma contraria a cuando está bajo de aire

Recuerde controlar la presión de los cuatro neumáticos semanalmente, incluido el de repuesto. De esa forma mantendrá durante la vida del neumático las condiciones más idóneas de rodaje.

Cambio de neumáticos en Palma

¿Qué síntomas notamos cuando los neumáticos están mal?

Existen varios motivos por los cuales unos neumáticos dejan de ser válidos para la conducción segura. Debemos prestar especial atención, pues una deficiencia en la adherencia, o unos neumáticos con el dibujo gastado o con fisuras, son extremadamente peligrosos.

Neumáticos que se desgastan hasta el testigo de seguridad del dibujo. Debido al uso, los neumáticos se desgastan, aunque los hayamos cuidado y mantenido con un inflado correcto. En este caso, el neumático deja de ser seguro y toca cambiarlo, ya que al perder el dibujo dejará de evacuar correctamente el exceso de agua en caso de lluvia, provocando el denominado "aquaplaning".

Neumáticos cristalizados. En el caso opuesto al anterior, los neumáticos tienen pocos kilómetros, y además estos se hacen posiblemente en ciudad, provocando que el neumático no llegue a alcanzar la temperatura de trabajo adecuada. En este caso, el neumático se vuelve muy duro, incluso con pequeñas microfisuras, y sin perder casi su dibujo, pero realmente es un neumático peligroso dado que el agarre es muy deficiente en esas condiciones, conviene cambiarlo cuanto antes.

Neumáticos con desgaste desigual. Si no hemos sido cuidadosos con el correcto inflado de nuestros neumáticos, ya sea inflandolos en exceso o por debajo de su rango, con toda seguridad, el neumático se habrá desgastado de forma desigual, por lo que el agarre del mismo también será desigual y puede comprometernos tanto en una frenada de emergencia como en una situación de conducción normal.

No arriesgue su seguridad y la de los demás, cambie sus neumáticos cuando corresponda.